7 de octubre de 2013

Tan sólo por si acaso

Que no lo digo por amargarte pero...
Antes que ser feliz ilusamente y estar en una nube, es mejor ser feliz de forma realista y tener los pies sobre el suelo. Que antes que quedarte con la duda de lo que pudo pasar, es mejor intentarlo y quedarte con el recuerdo. Que antes que conozcas a una persona y te dejes llevar rápido por la sensaciones, es mejor tener paciencia y disfrutar de no pretender nada con dicha persona. Que antes que te despidas (si es que ocurriera) por última vez, es mejor soltarlo todo aunque creas que no funcionará. Que antes que arriesgar cuando tienes mucho que perder, es mejor quedarte donde estás. Y que antes que quedarte donde estás cuando no tienes nada que perder, es mejor arriesgar.
En definitiva, que antes que imaginar lo que vives es mejor vivir lo que imaginas.
Y recuerda, que te lo digo tan sólo por si acaso.
Publicar un comentario